lunes, 27 de junio de 2011

Cantillana celebró la Fiesta del Corpus Christi en el 450 aniversario de la Sacramental

El pasado domingo 26 de junio, Fiesta del Cuerpo y la Sangre de Cristo, Cantillana se echó a la calle para acompañar a S. D. M. en la solemne y tradicional procesión del Corpus. La Fiesta tuvo un carácter algo excepcional, pues la Hermandad Sacramental conmemora en el presente año el 450 aniversario de la aprobación de sus primeras reglas y por ellos la calle de la Iglesia hasta la esquina de Santa Ángela de la Cruz fue exornada con guirnaldas de romero y laurel, igualmente que de las farolas de la calle Iglesia y Cristo de la Misericordia colgaban canastas con bouganvillas, todo ello elaborado por la priostía de la Hermandad y sus colaboradores.

La víspera del Corpus, como tiene lugar desde tiempo inmemorial, el Niño de Dios es trasladado desde su Iglesia de la Misericordia hasta la parroquia, acompañado de multitud de niños. Seguidamente la mencionada Iglesia acogió el acto de Exaltación Eucarística con motivo del aniversario y que fue pronunciada por D. Jesús Cañavate Rodríguez que emociono a los asistentes con sus versos exaltando la gran devoción que al Santísimo Sacramento existe desde siempre en este pueblo. Esa noche, ya aparecían engalanados numerosos balcones de la carrera procesional así como algunos altares por lo que muchos cantillaneros pasearon por las calles respirando el ambiente típico de la víspera del día del Señor.

La mañana del domingo, el casco antiguo de Cantillana amaneció alfombrado de juncias, mastranzo y romero y las aceras de sus calles repletas de macetas que las vecinas sacan para recibir al Señor como es tradición en Cantillana. Numerosos cohetes y la diana de la banda de música despertaron al pueblo que se dio cita en la Parroquia donde a las nueve de la mañana, una hora más tarde de lo habitual, daba comienzo la Solemne Función presidida por el Sr. Cura párroco y predicada por el Rvdo. P. D. Eduardo Martin Clemens. Seguidamente daba comienzo la procesión triunfal del Santísimo Sacramento. Tras la cruz de guía, los Niños de comunión acompañaban al Niño de Dios y seguidamente el nuevo estandarte Sacramental que por primera vez participa en el cortejo. Numerosas Señoras luciendo la clásica mantilla y un centenar de hermanos portando cirios, representaciones de todas las hermandades, las autoridades locales y cientos de fieles acompañaron al Señor por las calles de la Villa en las cuales se colocaron numerosos altares. En el centro de la plaza del Llano, en el altar dispuesto para la ocasión con la Imagen del Sagrado Corazón de Jesús, se hizo Estación y se dio la bendición con el Santísimo.

El sol fue la nota predominante en una jornada en la que la fiesta del Corpus parece ir recuperando parte de su esplendor y en la que multitud de cantillaneros se echaron a la calle. Tras la entrada de S. D. M. en la Parroquia, con los sones del Himno Nacional interpretado por la banda de música de Mairena del Alcor que estuvo acompañando la procesión en todo el recorrido, El Niño de Dios volvía a su Ermita acompañado por la citada banda y muchos cantillaneros que así despedían uno de los días más entrañable del calendario festivo de Cantillana.

La Hermandad Sacramental quiere desde estas líneas agradecer a todos aquellos cantillaneros y cantillaneras que han engalanado sus casas al paso de S. D. M., a aquellas que han participado en la procesión luciendo mantilla y a los hermanos que han soportado las altas temperaturas de la mañana del Corpus para acompañar al Santísimo Sacramento por las calles de esta Villa dándole más realce si cabe a tan solemne festividad en este año del 450 aniversario.





No hay comentarios:

Publicar un comentario